06/07/2020 11:07 GMT+7 Email Print Like 0

Truong Sa se mantiene firme frente a las olas

Hace 40 años de la liberación y generaciones de cuadros, soldados y pobladores del distrito isleño de Truong Sa, en la provincia de Khanh Hoa, se han mantenido firmes en el mar y la isla. Con mucho sacrificio y esfuerzo del ejército y el pueblo, Truong Sa tiene hoy una cara completamente diferente, una nueva vitalidad que está presente en todas partes.
 
En medio de las olas, la vida del ejército y la gente en las comunas del archipiélago de Truong Sa (Spratly), se aprecia idílica y llena de alegría, particularmente en la isla de Song Tu Tay (Southwest Cay). Cuando llegué allí, el paisaje era apacible, con techos rojos brillantes intercalados entre árboles y pequeños caminos pavimentados con concreto limpio. En esa ínsula se levantan el monumento a Hung Dao Dai Vuong Tran Quoc Tuan (un héroe nacional de Vietnam) y la pagoda de Song Tu Tay. Al caminar por la aldea se escucha el bullicio de los niños y, en las tardes, la campana de la pagoda, provocando una sensación de paz.

La isla también alberga un hermoso faro, el primero construido en el archipiélago de Truong Sa, en 1993. Es un faro de primera clase bajo el sistema de seguridad marítima internacional.
 

El faro de Da Tay B tiene la función de ayudar a los barcos que operan en las aguas de Truong Sa a orientarse y determinar su posición. Foto: Thong Hai / VNP


Escuela primaria de la comuna isleña de Sinh Ton. Foto: Thong Hai / VNP


 
Soldados y habitantes de An Bang despiden a visitantes del continente. Foto: Phong Thu


Comuna de Sinh Ton. Foto: Thong Hai / VNP 


Soldados cultivan vegetales verdes en la isla de Tien Nu. Foto: Thong Hai / VNP 


Complejo de escuela, clínica, casa cultural y sistema de energía eólica en Sinh Ton. Foto: Thong Hai / VNP


Huéspedes del continente visitan la pagoda y el distrito de Truong Sa Lon. Foto: Thong Hai / VNP


Soldados e isleños en la comuna de Sinh Ton organizan competiciones saludables. Foto: Thong Hai / VNP


Área de juegos para niños en Sinh Ton. Foto: Thong Hai / VNP


En Truong Sa Lon abundan los perros para cuidar las casas, la isla y ser amigos de los niños. Foto: Phong Thu

En los últimos años, la comuna isleña se ha convertido en un punto de apoyo para los pescadores en alta mar. El equipo de servicio de logística de la pesca de Song Tu Tay ofrece agua potable gratuita, servicios médicos y reparación de barcos. Los pescadores también pueden comprar combustible y artículos esenciales a precios iguales a los del continente.

En Truong Sa ahora se siembran plantas aptas para aguas salobres, vegetales y árboles frutales, los cuales hacen que la vida de los isleños sea más cercana a la de tierra firme.

Además, en la isla de Truong Sa Lon (Spratly) se cultiva bambú, símbolo de las aldeas vietnamitas, llevado por primera vez al lugar por un padre durante una visita a su hijo con la esperanza de aliviar su nostalgia.

Al visitar el archipiélago de hoy, puede uno sentirse como si recorriera un pueblo continental, con imágenes familiares de vacas caminando lentamente bajo la sombra de los árboles, grupos de patos buscando comida en la playa o perros pescando. Las islas también están cubiertas de verdor con huertos y árboles.

Muchas ínsulas como Song Tu Tay, Truong Sa Lon, Sinh Ton (Sin Cowe)... tienen escuelas, algunas personas han establecido sus medios de vida, hay oficinas centrales, hospitales y milicias de autodefensa. Hasta la fecha se han construido cinco pagodas: en Truong Sa Lon, Song Tu Tay, Nam Yet (Namyit), Son Ca (Sand Cay) y Sinh Ton, donde se ofrecen servicios religiosos a los lugareños.

Con la atención del Partido, el Estado y el pueblo, con el espíritu de “todo el país para Truong Sa, Truong Sa para todo el país”, las islas lejanas están cambiando cada vez más y creciendo constantemente frente a las olas.

A medida que pasan los años, muchas personas de toda la nación han venido y se han quedado en Truong Sa para defender la soberanía de la patria. Consideran que las islas son su hogar y el mar también su patria, y proteger su hogar y su patria es su orgullo. Truong Sa, una parte inseparable del país, se ha convertido en dos palabras sagradas de las que todos los vietnamitas están orgullosos
./.
Texto sintetizado por VNP - Fotos: Thong Hai y Phong Thu