02/08/2019 18:06 GMT+7 Email Print Like 0

La Asean se une para afrontar los desechos plásticos en el océano

La contaminación oceánica por residuos principalmente plásticos se considera el segundo mayor desafío ambiental del mundo, después del cambio climático. Ante este problema, los países del sudeste asiático han tomado medidas específicas para reducir la cantidad de basura plástica que se echa al medio ambiente. 
 
De acuerdo con los datos del Programa de las Naciones Unidas para el Medio Ambiente (PNUMA), cada año se tira alrededor de ocho millones de toneladas de desechos plásticos al mar, amenazando la vida de los animales marinos e, incluso, afectando a la cadena alimentaria humana. Las pequeñas criaturas, como tortugas marinas, o las grandes, como ballenas, han sido víctimas directas de desechos plásticos. En particular, Asia es el área más contaminada de esta manera, con el 60 % de los plásticos en el océano.

Según un informe de la Organización de Protección Oceánica y la compañía consultora McKinsey & Company, la demanda de productos de consumo está en auge en China, Tailandia, Vietnam, Indonesia y Filipinas, sin embargo, carecen de infraestructura de tratamiento de residuos para hacer frente al aumento de bolsas plásticas.



Un vertedero en Manila, Filipinas. Foto: AFP/VNA


La ballena muerta con 6kg de desechos plásticos en su estómago que desembarcó
en el Parque Nacional de Wakatobi, Sulawesi, Indonesia. Foto: AFP/VNA



Desechos en la comuna isleña de Cam Binh, ciudad de Cam Ranh, provincia de Khanh Hoa.
Foto: Duong Chi Tuong - VNA

 
Con un litoral extenso y abundantes recursos costeros, junto con servicios de ecoturismo, si no protege el medio marino la Asean (Asociación de Naciones del Sudeste Asiático) enfrentará el riesgo de perder ingresos significativos a partir de las actividades económicas marítimas, y muchas personas afrontarán el desempleo.

Al evaluar las actividades de lucha contra los desechos plásticos en la región de la Asean, la directora del Centro para la Biodiversidad de la Asociación, Theresa Mundita S Lim, señaló que algunos países han implementado programas más específicos para proteger el medio ambiente, incluyendo el marino, como la limitación del uso de productos plásticos.

Según el diario Borneo Bulletin, el Gobierno de Brunei prevé eliminar las bolsas plásticas de sus supermercados a partir de 2019 y alienta a las personas a utilizar las ecológicas.

En Camboya, numerosos supermercados han aplicado una tarifa de 0,1 USD por una bolsa de plástico para reducir su empleo.

En Laos, se estimula el uso de las bolsas de reciclaje en lugar de las plásticas en áreas públicas.

Desde 2014, el Gobierno de Tailandia consideró que el tratamiento de residuos es una prioridad, con medidas como minimizar el uso de bolsas y botellas de plástico en los órganos gubernamentales y empresas, y prohibir productos de plástico en los sitios turísticos.


El primer ministro Nguyen Xuan Phuc participa en una marcha para llamar a la comunidad a luchar contra los residuos plásticos. Foto: Thong Nhat – VNA 



Los recolectores de basura usan maquinaria pesada para limpiar la basura plástica
en la playa de Kuta, cerca de Denpasar, isla de Bali, Indonesia. Foto: AFP/VNA


Recolectando los desechos plásticos en la playa de Dinh Cau, distrito de Phu Quoc, Kien Giang. Foto: Le Huy Hai – VNA 
 

Un modelo gigante de pez bong recolecta desechos plásticos en la playa de My Khe (Da Nang). Foto: Tran Le Lam - VNA


Recolectando basuras a lo largo de la playa de Doi Duong, la ciudad de Phan Thiet, provincia de Binh Thuan. Foto: Nguyen Thanh - VNA


Numerosos lugareños y visitantes participan en la recogida de basura en el área marina de Mui Ne (Binh Thuan). Foto: Nguyen Thanh –VNA

                                                         Transportando compresores de desechos plásticos al distrito isleño de Truong Sa. Foto: VNA                                                                                                                                                                                                                                                                                                                  

Con el objetivo de reciclar el 60 % de estos desechos para 2021, el Gobierno tailandés también está considerando aplicar una tarifa a las bolsas de plástico. Esa nación vierte aproximadamente dos millones de toneladas de residuos plásticos al medio ambiente.

Vietnam ha afrontado resueltamente el problema de los residuos plásticos del océano. Recientemente, el octavo pleno del Comité Central del Partido Comunista de Vietnam, del XII mandato, emitió una Resolución sobre la Estrategia Nacional de Desarrollo Sostenible de la Economía Marítima para 2030, visión hacia 2045. El Gobierno vietnamita ha comenzado a desarrollar un plan de acción nacional sobre el manejo de residuos plásticos oceánicos, así como políticas de gestión relacionadas con esta contaminación.

Los demás integrantes de la Asean también han establecido ambiciosas metas en este ámbito. El Gobierno de Indonesia se comprometió a destinar mil millones de dólares por año para disminuir el 70 % de la basura plástica en el mar para 2025.

En Filipinas, se ha controlado en diversos sitios el uso de bolsas plásticas. Algunos centros comerciales de ese país las reemplazan por las de papel, y alientan a los clientes a usar las reutilizables o a llevar las suyas propias. En Malasia también se está considerando una iniciativa de ley para prohibir el uso de bolsas de plástico./.

 
Texto sintetizado por VNP - Fotos: VNA y AFP