09/12/2020 13:01 GMT+7 Email Print Like 0

Turismo de Vietnam se esmera en convertir desafíos en oportunidades en medio del COVID-19

Hanoi (VNA) - Aparte de la caída en el número de visitantes internacionales y domésticos, la pandemia del COVID-19 aún ofrece “un descanso” para que el sector del turismo en Vietnam busque soluciones para convertir los desafíos en oportunidades hacia el desarrollo sostenible en la nueva etapa.

En enero de 2020, por primera vez, el país indochino recibió dos millones de visitantes internacionales al mes.

Sin embargo, a partir de febrero, el brote de COVID-19 en el mundo afectó inmediatamente a la industria del turismo nacional.

En marzo, Vietnam dejó de recibir turistas extranjeros. No obstante, el mercado doméstico también se vio afectado por las medidas de distanciamiento social.

Según las previsiones del Ministerio de Cultura, Deportes y Turismo, el número de visitantes internacionales para todo el año 2020 se estima en solo 3,8 millones, una reducción de 80 por ciento en comparación con 2019, mientras que la cantidad de turistas nacionales también disminuyó en casi la mitad.

Alrededor del 60 por ciento de los trabajadores del sector perdieron su trabajo o vieron reducidas sus jornadas laborales, y casi el 95 por ciento de las empresas de viajes internacionales suspendieron sus actividades.

Se prevé que la industria pierda unos 23 mil millones de dólares en ingresos.

La epidemia obligó al sector a enfocarse en el mercado doméstico para ayudar a las empresas a recuperarse paso a paso y mantener sus operaciones.

La Administración Nacional de Turismo lanzó dos veces el programa de estímulo al turismo interno en mayo y septiembre de 2020, que recibió una respuesta positiva de las localidades, empresas y pobladores.

Para fines de noviembre de 2020, el número total de viajeros nacionales alcanzó los 49 millones.

Aunque los turistas domésticos representan más del 82,5 por ciento del número total, los ingresos por ese grupo solo ocupan el 45 por ciento del valor total.

En tal contexto, los expertos sugirieron la reestructuración del mercado, centrada en el desarrollo de productos y servicios turísticos nuevos y únicos.

Es necesario, además, promover la conexión entre las localidades y determinar los productos típicos de cada región para atraer a más visitantes.

Según el Ministerio de Cultura, Deportes y Turismo, la transformación digital en el desarrollo turístico, especialmente en la gestión, la investigación de mercado y la venta de productos turísticos es un requisito vital.

Por tal motivo, la cartera propuso al Gobierno que se le asigne la elaboración de un plan maestro para la transformación digital en la industria del turismo hasta 2030.

Según las previsiones de la Organización Mundial del Turismo, la industria de ocio mundial solo podrá recuperarse a partir del tercer trimestre de 2021./.
VNA/VNP