19/06/2019 15:10 GMT+7 Email Print Like 0

Premier vietnamita insta a adaptar al cambio climático en Delta del Mekong

Ciudad Ho Chi Minh, 18 jun (VNA) - El primer ministro vietnamita, Nguyen Xuan Phuc, presidió hoy una conferencia para revisar la implementación de la instrucción gubernamental sobre la resistencia al cambio climático y el desarrollo sostenible de la región del Delta del Mekong.

El primer ministro Nguyen Xuan Phuc en la conferencia (Foto: VNA)


Al intervenir en la cita celebrada en Ciudad Ho Chi Minh, Xuan Phuc alertó que una gran cantidad de localidades y empresas no están preparados para los desastres naturales y el cambio climático a pesar del alto riesgo del cambio climático e instó a que tomen acciones específicas para el desarrollo verde tanto en la agricultura como en la industria.

Señaló que el cambio climático no solo es un desafío para el crecimiento de una nación sino que también contiene oportunidades para cambiar la dirección del desarrollo.

El primer ministro citó como ejemplo el caso del Delta del Mekong, donde la intrusión de agua salada como impacto del cambio climático plantea desafíos para el cultivo de arroz, pero crea condiciones favorables para desarrollar el cultivo y el procesamiento del camarón, lo que aporta beneficios económicos y valor agregado mayores a la producción arrocera.

Por lo tanto, el objetivo no es luchar contra el cambio climático, sino conquistarlo y adaptarse a él, convirtiendo los desafíos en oportunidades de reestructuración hacia una producción sostenible, dijo el jefe del gobierno.

Al revisar la implementación de la mencionada instrucción del Gobierno tras dos años, Xuan Phuc elogió el trabajo proactivo de los ministerios, sectores y localidades relevantes que han dado como resultados positivos.

Dijo que hay una necesidad de medidas para mejorar la conciencia pública sobre el cambio climático.

En consecuencia, el gobierno asigna recursos, las empresas invierten en proyectos específicos para crear una marca valiosa, mientras que las personas responden aumentando su conciencia y uniéndose a actividades de reestructuración de la producción para adaptarse al cambio climático.

Abogó a que los ministerios y sectores trabajen con las localidades del Delta del Mekong para estudiar la planificación adecuada para la siembra de arroz y frutas y las áreas del cultivo acuático que ayudan a construir un ecosistema de producción y reducir los costos para las empresas.

Ordenó al Banco Estatal que estudie un mecanismo para movilizar capital de varias fuentes y lo use de manera efectiva para el desarrollo, priorizando la inversión en infraestructura para mejorar el entorno empresarial, reducir los costos de producción y facilitar la circulación de bienes.

Ordenó a las localidades de la región a impulsar la cooperación para hacer frente al cambio climático, y añadió que Ciudad Ho Chi Minh debe ser el "conductor" en la coordinación de la conectividad regional y ser pionero en la implementación de la Convención Marco de las Naciones Unidas (ONU) sobre el Cambio Climático.

Encargó al Ministerio de Recursos Naturales y Medio Ambiente la recopilación de soluciones e ideas de los ministerios, departamentos y expertos, y luego se los presentará para la promulgación de una directiva para la implementación de la resolución sobre la resiliencia al clima y el desarrollo sostenible de la región del Delta del Mekong.

El Delta del Mekong representa el 19 por ciento de la población del país y contribuye la mitad de la producción nacional de arroz, el 65 por ciento de los productos de acuicultura, el 70 por ciento de las frutas, el 95 por ciento de arroz exportado y el 60 por ciento de pescado vendido a exterior.

La zona goza de una posición favorable en el comercio con los países de la Asociación de Naciones del Sudeste de Asia (ASEAN) y la Subregión del Gran Mekong (GMS).

Sin embargo, el Delta del Mekong se enfrenta a una serie de desafíos planteados por el cambio climático, especialmente el aumento del nivel del mar.

El desarrollo económico de alta velocidad en las localidades ha causado contaminación ambiental, desequilibrio ecológico, hundimiento de la tierra, agotamiento de las aguas subterráneas y erosión costera.

El Ministro de Recursos Naturales y Medio Ambiente, Tran Hong Ha, dijo que desde el inicio de la implementación del referido documento hace dos años, el Delta registró una notable tasa de crecimiento del productos interno bruto (PIB) de 7,8 por ciento en 2018, el nivel más alto en los últimos cuatro años y más que el nivel promedio del país con 7,08 por ciento.

El volumen de negocios de exportación de toda la región alcanzó los 15 mil 700 millones de dólares en 2018, dio a conocer.

Hong Ha solicitó al Gobierno que instruya a los ministerios, agencias y localidades para que se centren en algunas tareas clave, como la construcción y el despliegue de proyectos importantes, y el desarrollo de infraestructura de usos múltiples.
También sugirió la construcción de un plan maestro sobre la tierra, los recursos hídricos y el espacio marítimo, que servirá de base para que los ministerios, agencias y localidades revisen y ajusten los planes de desarrollo socioeconómico, al tiempo que atraen inversiones y mejoran la conectividad regional.

Además, la región del Delta del Mekong necesita acelerar la reestructuración económica, mejorar la calidad de los productos agrícolas, diseñar mecanismos para atraer inversiones en altas tecnologías en la acuicultura, la agricultura y el ecoturismo, y prevenir deslizamientos de tierra, enfatizó.

Otras tareas incluyen la intensificación de la formación profesional, el desarrollo de recursos humanos de alta calidad y la sensibilización del público sobre el desarrollo sostenible y la adaptación al cambio climático, de acuerdo con el titular.
VNA/VNP