26/01/2015 10:02 GMT+7 Email Print Like 0

La “reina de los hongos” de Vietnam

La profesora asociada Nguyen Thi Chinh fue una de las primeras personas que trajo a Vietnam diversas variedades de hongos, los cuales se cultivan actualmente en numerosas granjas pequeñas y grandes de todo el país. Sus socios y muchas personas la llaman afectuosamente la "reina de los hongos".
CÓMO INTRODUCIR LOS HONGOS EN VIETNAM

Hicimos una visita a la granja de hongos de la familia de la profesora asociada Nguyen Thi Chinh en el distrito de Gia Lam, Hanoi, que ocupa una superficie de más de 15 000 m2. Se mostraba muy feliz al conducirnos en un recorrido por la finca con diversas especies de hongos, incluyendo variedades raras de champiñones como ling zhi y cabeza de mono (Hericium erinaceus), ya listos para la cosecha.

En su gran plantación, con los valiosos hongos en pleno crecimiento, imaginamos los grandes esfuerzos y desafíos que su propietaria enfrentó. Las dificultades no pudieron impedir a la científica alcanzar su meta de traer hongos desde extranjero para cultivarlos en Vietnam.
  

 La profesora asociada Nguyen Thi Chinh es una de las pioneras en la introducción de nuevas especies
 de hongos para cultivar en Vietnam.


 Nguyen Thi Chinh con el hongo cabeza de mono cultivado en la Sociedad Anónima de Setas Ling zhi.


 El cabeza de mono es uno de los hongos medicinales altamente apreciados por los científicos. 


 La profesora asociada muestra hongos ling zhi de más de tres meses a una clienta.


 Ling zhi de más de un mes en la granja de la Sociedad Anónima de Setas.
 

"Soy consciente de la importancia de los hongos y la necesidad de apoyar a los agricultores de menores recursos a salir de la pobreza a través del cultivo de estas especies en su tierra. Esto constituye un fuerte impulso para mí en el largo camino para lograr mi objetivo en mi tierra natal", dijo Chinh.

Caminamos por una carretera pavimentada hasta las casas de cultivo de hongos mientras escuchabamos su historia acerca de la introducción de los hongos para cultivar en Vietnam.

En los años 70, Chinh ingresó a la Universidad y, a continuación, hizo estudios de postgrado en la antigua Checoslovaquia, donde aprendió cómo los agricultores locales y europeos en general usaban los residuos agrícolas para el cultivo de setas a gran escala, lo cual les reportaba un buen ingreso. Pensó en su tierra natal, Vietnam, un país agrícola donde hay abundantes residuos del cultivo de arroz, caña de azúcar y aserrín. Sin embargo, los agricultores no sabían cómo reciclarlos para propósitos útiles y para prevenir la contaminación ambiental. Además, el clima tropical con alta humedad de Vietnam es muy adecuado para el cultivo de setas.

Basada en estas ventajas, en 1973, después de terminar la maestría, Chinh decidió seleccionar diferentes variedades de hongos, las más productivas en los países europeos, para llevarlas a Vietnam de manera experimental.

En aquel tiempo, el cultivo de hongos era todavía desconocido para los vietnamitas, por lo que no existían las condiciones necesarias para su producción, tales como un laboratorio, espacio para la multiplicación de cepas, tecnología de producción y mercado de consumo. Para sortear estas carencias, Chinh usó su propia cama para cultivar hongos y su casa de 16 m2 se convirtió en un laboratorio para sus experimentos.

Después de muchos intentos y fallos, decidió volver a la antigua Checoslovaquia para cursar su doctorado, y también para seguir investigando sobre estas especies. Sus esfuerzos fueron recompensados, y en 1986 recibió una patente de Checoslovaquia por su investigación "Producción de hongos con tecnología de fermentación microorgánica sin esterilización". En 1987 defendió con éxito su tesis de maestría sobre "Microorganismos en la tecnología de cultivo de hongos". Su proyecto fue aplicado en la producción en granjas checas, y significó un doble rendimiento para los agricultores locales.
 
NACIMIENTO DE LA “REINA DE LOS HONGOS”

Al regresar a casa, Chinh emprendió el cultivo experimental de hongos con algunas variedades en las zonas rurales. Fue a las granjas para instruir a los campesinos en esta labor a partir de los residuos agrícolas y forestales disponibles en sus localidades.

Implementó en el país el proyecto de cultivo de hongo ostra en paja no esterilizada, el cual habia sido realizado anteriormente en Checoslovaquia con buenos resultados, y la prueba reportó un alto rendimiento, más allá de las expectativas. Los positivos resultados abrieron el camino para la producción de hongos en gran escala en las granjas y unidades de producción en Vietnam debido a sus procedimientos simples y alto rendimiento, de 80 a 100 % de las materias primas. Actualmente, esta especie se cultiva en muchas localidades del país, incluyendo el noroeste de Son La y Lai Chau, en el norte de Thai Binh, en el centro de Nghe An, la altiplanicie central de Lam Dong y Dak Lak, y el sur de la provincia de Vinh Long.
 

 Nguyen Thi Chinh cosechando hongos Ophiocordyceps sinensis obtenidos in vitro.


 Los hongos Ophiocordyceps sinensis han sido considerados medicinas "mágicas".


 Nguyen Thi Chinh (segunda a la derecha) en la ceremonia de otorgamiento del Premio de Mujeres Empresarias
          del Mekong y la presentación del Día de la Creatividad Femenina 2013.


 Nguyen Thi Chinh (primera a la derecha) recibe el premio en el Día de la Creatividad Femenina 2013.

Aunque logró exitos en el cultivo de diversas variedades de hongos comestibles y medicinales, Chinh se centró más en la producción de setas ling zhi debido a su alta calidad y valor, y estableció su propia compañía especializada en esta producción. Ella sabe que otros países, como China, Corea del Sur y Japón, han prestado mucha atención a la investigación y la producción de las setas medicinales gracias a su eficacia en el tratamiento de diferentes enfermedades, tales como hipertensión arterial, diabetes, hepatitis B y especialmente el cáncer.

Así, la tecnología de cultivo de ling zhi iniciada por Nguyen Thi Chinh se convirtió en la primera aplicada en Vietnam. Con este proyecto, en 2002 se le otorgó el Premio WIFOTEC, un lauro para fomentar la creatividad en la ciencia y la tecnología nacional. Sus proyectos de investigación sobre las setas ling zhi han sido muy apreciados, tanto en la nación como en el extranjero, y los productos de su compañía son ampliamente utilizados en todo el país, entre ellos polvo, materias primas de esporas y esporas en forma de píldoras de ling zhi, Ophiocordyceps sinensis, cordycepsmilitaris y hongo cabeza de mono.

En la actualidad, el cultivo de hongos se desarrolla fuertemente en Vietnam, tanto en áreas de plantaciones como en calidad. Variedades de setas "hechas en Vietnam" están disponibles no solo para el consumo nacional, sino también para la exportación.

La profesora asociada Chinh ha alcanzado su meta de hacer del cultivo de hongos una manera de ayudar a los agricultores a salir de la pobreza, lograr alto valor de exportación y también contribuir a la prevención y tratamiento de diversas enfermedades.

 
Por Thao Vy - Fotos: Viet Cuong