23/05/2019 16:04 GMT+7 print

Explora Vietnam oportunidades comerciales con Malasia

Ciudad Ho Chi Minh (VNA)- Malasia es uno de los mercados de exportación en la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN) con mayor potencial para Vietnam, especialmente para productos agrícolas, acuícolas, alimentos y bebidas, señalaron expertos en un seminario en Ciudad Ho Chi Minh.

Nguyen Tuan, vicedirector del Centro de Promoción de Inversiones y Comercio de esta urbe  (ITPC), dijo que la cooperación económica y comercial entre esta nación indochina y Malasia ha registrado un crecimiento en los últimos años.

Vietnam es el segundo mayor socio comercial de Malasia,  que a su vez se ubica en el cuarto lugar entre los principales socios del país indochino en la ASEAN.

El comercio bilateral en 2018 alcanzó casi 11,5 mil millones de dólares.

Hanoi  exportó a Kuala Lumpur computadoras, productos electrónicos y piezas de repuesto, teléfonos móviles, hierro y acero, vidrio, vehículos de transporte, prendas de vestir y artículos de madera, e importó de ese mercado petróleo, componentes electrónicos, plásticos, químicos y textiles.

A fines de 2018, Malasia contaba con 586 productos válidos y era el octavo mayor inversionista entre los países y territorios que invierten en Vietnam, con un capital total de casi 12,5 mil millones de dólares.

Faizal Izany Mastor, consejera comercial de Malasia en Ciudad Ho Chi Minh, dijo que Vietnam y su país son importantes socios comerciales en la ASEAN.

Sugirió que ambas naciones deben mejorar las actividades de promoción comercial para alcanzar el objetivo de comercio bilateral de 15 mil millones de dólares en 2020.

Zukarnine Shaz Zainal Abidin, representante de Halal Internationl Selagor, dijo que uno de los campos en los que Vietnam y Malasia podrían promover la cooperación,  es en el desarrollo de la producción de alimentos y bebidas, para cumplir con los requisitos de Halal (para el mercado musulmán).

Se espera que para 2030, la escala de la industria global Halal valga hasta 30,6 billones de dólares, incluidos 1,1 billones de dólares en la región de Asia-Pacífico, de los cuales Malasia tendrá unos 228,5 mil millones de dólares.

Si los productos vietnamitas reciben la certificación Halal, podrían exportarse a Malasia, así como al mercado global musulmán con una población proyectada de 2,7 mil millones de personas en 2020.

Sugirió que las empresas vietnamitas estudien cuidadosamente el mercado de Malasia y desarrollen habilidades de marketing internacional.

Dato ’Teng Chang Kim, miembro de la Junta Ejecutiva del estado de Selagor, sostuvo que las oportunidades de cooperación entre las pequeñas y medianas empresas vietnamitas y malasias son enormes.

Mientras Vietnam posee una buena capacidad de exportación, Malasia tiene ventajas para desarrollar servicios que respalden la importación, exportación, comercialización y distribución de productos.

Las empresas de exportación vietnamitas pueden coordinar con las empresas de servicios de Malasia para promover la distribución de bienes en el mercado regional, dijo.
VNA/VNP