24/02/2005 00:00 GMT+7 Email Print Like 0

Ciudad de confianza y esperanza

Hanoi, el corazón de Vietnam siempre abierto a sus amigos de todas partes del planeta, ha atesorado a lo largo de casi 1 000 años secretos y bellas tradiciones que constituyen una inagotable fuente inspiradora.


Niños de Hanoi durante
la guerra.


Lo que quedó de la zona residencial de An Duong después de un bombardeo norteamericano.nbsp;


Tras las muchachas, restos
de un B52 derribado.nbsp;nbsp;

nbsp;nbsp;
La Pagoda de Una Columna, uno de los lugares históricos
de la ciudad.


Antiguas casas en la calle de Hang Bac.nbsp;nbsp;


Embarcadero bajo
el puente Long Bien.
nbsp;


Vista de la calle comercial de Hang Dao.nbsp;
nbsp;


Panorama de la ciudad a ambos lados del río Rojo.

Hanoi, el corazón de Vietnam siempre abierto a sus amigos de todas partes del planeta, ha atesorado a lo largo de casi 1 000 años secretos y bellas tradiciones que constituyen una inagotable fuente inspiradora.

El desarrollo de Hanoi es un enfoque de la estrategia de construcción nacional y de integración internacional. Según la planificación física general hasta el año 2010, Hanoi tendrá una nueva fisonomía sociocultural con complejos industriales en la ribera norte del río Rojo, grandes puentes y vías periféricas, zonas residenciales confortables y modernas, centros culturales y parques recreativos. De esta manera, a ambos lados del mayor río del norte de Vietnam, Hanoi cobrará una nueva dimensión.

Ahora, al pasar el puente Chuong Duong se encuentra una calle amplia y muy animada. Al lado de los grandes puentes de hormigón, como Thang Long, el centenario puente de hierro Long Bien se mantiene como testigo del tiempo. Las entradas a la ciudad fueron ampliadas para conectar con los ejes principales de comunicación urbana recién construidos o remodelados, como Lang-Hoa Lac, Phap Van-Cau Gie, Lieu Giai-Nguyen Chi Thanh, Hoang Quoc Viet y Tran Khat Chan, entre otros. El puerto fluvial de Hanoi y el aeropuerto internacional de Noi Bai también fueron modernizados. Las calles capitalinas se animan con nuevos autobuses que responden a una gran parte de la demanda de la circulación de la población.

El río Rojo será el eje central de la capital vietnamita en el futuro cercano. Este caudaloso río se ha ligado con Hanoi no solo en las canciones sino también en una realidad tan viva y rica que resalta la belleza eterna de Hanoi con su civilización milenaria.

Cincuenta años atrás
A raíz de la victoria histórica en Dien Bien Phu y los Acuerdos de Ginebra sobre el restablecimiento de la paz en Indochina, las tropas vietnamitas tomaron la ciudad de Hanoi, el 10 de octubre de 1954, entonces en manos de los colonialistas franceses

De una economía raquítica con algunos centros artesanales pobres, infraestructura destruida, pequeños comercios agonizantes y más de 80 000 desempleados, la ciudad comenzó su desarrollo. Las vías de transporte fueron restauradas. Se reanudaron las actividades normales en las líneas ferroviarias de Hanoi-Lang Son, Hanoi-Lao Cai y Hanoi-Ninh Binh.

Hasta fines de 1960, Hanoi contaba con 496 establecimientos industriales, 420 centros comerciales, 60 empresas estatales y más de 16 000 comerciantes que operaban la red de comercio socialista.nbsp;

Ciudad heroica
Desde abril de 1966 Hanoi se enfrentó directamente a la guerra de destrucción desatada por los bombardeos norteamericanos. La ciudad se hizo fortaleza de acero contra los aviones enemigos. Hubo una evacuación hacia el campo de ancianos y niños, así como de organismos y fábricas. Se quedaron solo los más aptos para combatir contra los piratas aéreos.

El momento culminante de la lucha contra el poderío aéreo norteamericano fueron los últimos 12 días de diciembre de 1972. Washington movilizó más de 14 000 salidas/avión, entre ellas 444 incursiones de los superbombarderos B52, para un ataque incesante contra Hanoi. En esos días, lanzó más de 10 000 toneladas de bombas sobre establecimientos de producción, zonas residenciales, centros culturales y, sobre todo, los diques que protegen la ciudad de las crecidas del río.

Sin embargo, la urbe resistió con toda firmeza e hizo un "Dien Bien Phu aéreo", obligando a Estados Unidos a abandonar su intento de llevar a Hanoi "a la edad de piedra", sentarse a la mesa de negociaciones, firmar el Acuerdo de París y retirarse de Vietnam. Quien hubiera estado en Hanoi en esos momentos no habría podido olvidar el brío heroico de la capital en guerra. Centenares de miles de jóvenes de uno y otro sexo se alistaban voluntariamente en las fuerzas armadas para dar su aporte a la liberación del sur de Vietnam.

Con sus méritos en la construcción y los combates, Hanoi merece el título de Capital Heroica que le otorgó el Estado vietnamita.

Ciudad de la Paz
Después de la liberación del sur de Vietnam, con las elecciones generales de la VI Legislatura de la Asamblea Nacional culminó la reunificación del país y Hanoi se declaró capital de la República Socialista de Vietnam.

El desarrollo económico de Hanoi coincide con el inicio de la empresa renovadora en todo el país. Sus logros multifacéticos garantizan un avance firme y rápido, como digno centro político, socioeconómico y cultural de Vietnam unificado. En el 2000 las inversiones nacionales y extranjeras en Hanoi alcanzaron unos 15 427 mil millones de dongs (unos mil millones de dólares). Hasta fines del 2003, los 601 proyectos de inversiones directas de 42 países y territorios lograron desembolsar 3 700 millones de los 9 100 millones de dólares de su capital registrado.

Actualmente, Hanoi mantiene relaciones de amistad y cooperación con 60 capitales y ciudades de 50 países y territorios, además de vínculos de cooperación integral con siete provincias y ciudades en el país.

Con todo lo hecho, Hanoi está esforzándose por merecer cada día más el título de Ciudad de la Paz que le otorgó en 1999 la UNESCO.

En pleno camino de renovación
Fuertes avances en la trayectoria de renovación se registraron en Hanoi. El crecimiento económico promedio anual de 1991 al 2003 fue 11,39%. Ese último año, el Producto Global Doméstico per cápita alcanzó unos 1 350 dólares, o sea, 2,76 veces superior al de 1990 y 2,2 veces mayor al promedio de todo el país en el mismo tiempo.

Numerosas obras parecen apenas comenzar, pero han dado forma a una ciudad bella y de gran dimensión ante los ojos de los amigos extranjeros. Al retornar a Hanoi después de una breve separación, muchos no pueden reconocer las calles que habían frecuentado. Los inversionistas extranjeros ya tienen todas las facilidades y seguridad para sus operaciones en Hanoi.

Hanoi está en pleno desarrollo multifacético para ser un destino ideal de integración internacional para todos.

Por: Vu Duc Tan - Fotos: Tran Dinh, Ngo Du y Archivos